fbpx
  • AMLO da solo su “informe” contra la crisis y el dólar explota.
  • CMAS y Ayuntamiento de Xalapa no condonarán nada.
  • Se pueden perder 8 mil empleos solo en la Capital mientras empresas cierran.
  • Hipólito prioriza enterrar muertos antes que atender ciudadanos.

Recuerdo muy bien cuando sucedió aquél funesto error de diciembre, al rededor del 20 del último mes del año 1994. En ese entonces vivía en la Ciudad de México y era mi último día de trabajo antes de las vacaciones de invierno. Salía del metro Viaducto para aprovechar mi aguinaldo en comprar chucherías de fayuca, de esas que se vendían a fuera del metro.

Una TV portátil en blanco y negro tenía el “Noticiero Eco” que, en corte especial, daba información sobre la caída del peso en una devaluación que no se había visto en el sexenio de Salinas, la salida de fondos de los bancos, todos en estampida, pues al aumentar el valor del dólar se arriesgaban a desfinanciar los fondos de inversión y fue precisamente lo que se provocó. Salinas culpó a Zedillo y Zedillo sabía que era cosa de Salinas. Hubo que rescatar a los bancos y así nació el FOBAPROA.

Desde luego que hoy las cosas no son las mismas, supuestamente. Aunque la situación ha sido mala hasta hoy, nadie nacido desde los noventas conoce el efecto de una crisis tan severa como la de esa época. Eso hace más difícil todo, pues la generación millennial está a punto de encontrar algo tan difícil en la economía que no están preparados para ello; y tanto la generación X, como los boomers, deberemos enfrentar algo que no queríamos que volviera. Lo peor, la crisis más fuerte va a ser enfrentada por el presidente menos preparado para ello.

Esta crisis que “nos ha caído como anillo al dedo”, según el presidente, fue “valorada” ayer por López en una conferencia solitaria, en un patio vacío, y con una población altamente polarizada: por un lado, quienes aún no aceptan el grave error que fue darle su confianza en las urnas; por otro lado, aquellos que no lo respaldamos y quienes sí lo hicieron pero están arrepentidos de hacerlo. AMLO no dio esperanzas, presentó sólo ideas que ha ido soltando al azar en sus conferencias y campañas, además de decir que los puestos directivos de su gobierno se quedarán sin aguinaldo, lo cual es anticonstitucional y una tentación a la corrupción para quienes contaban con ese extra de mínimo 40 días de salario al final de este 2020, año que parece una historia escrita por Stephen King, adaptada al cine por Alfred Hitchcock y con producción de Michael Bay.

Son muchos los factores que han estado cocinando la cercana crisis y ahora está en su punto; justo hoy que la generación joven y productiva, los millennials, son contratados sin beneficios laborales, seguridad social, ni pensión o en donde el autoempleo y los pequeños negocios son equivalentes al 99% de la fuerza productiva del país.

Los emprendedores somos, me incluyo, responsables del 52% del producto interno bruto de México. Generamos el 72% de los empleos de la nación. Y eso es lo que está en pausa en medio de esta crisis de salud que ha puesto en cama y sin respirador a toda la fuerza productiva de este, el ombligo del mundo. Al menos en Xalapa, estimaciones de los empresarios, cámaras de comercio y asociaciones, hablan de una pérdida de 8,000 empleos en los próximos meses; eso sin contar la pérdida de capital de quienes se arriesgaron a pedir préstamos, rentar, ampliar o confiar en un negocio propio. ¿A quienes “respaldará” AMLO? ¿A estos emprendedores decepcionados o a quienes tienen negocios informales y le representan una leal masa votante?

Dejar morir a los empresarios aunque algunos quieran salvarlos

El Regidor X, Juan Gabriel Fernández Garibay, titular de la comisión edilicia de Desarrollo Económico en Xalapa, está atendiendo lo duro y lo tupido en estos momentos en la Capital de Veracruz. Los empresarios no saben a dónde correr y a quién pedir ayuda; sobre todo, si la línea del gobierno federal es satanizar (y no sanitizar) a los que generan los empleos. Para la 4T son corruptos, explotadores y quieren aprovechar esta circunstancia para hacerse de dinero extra; pero por ejemplo, en estos días los hoteleros de la ciudad le marcaron al regidor de esta comisión para ver si él puede hacer algo para que CMAS les condone el pago del agua. ¿La razón? Que como están inoperantes por la falta de visitas les está costando mucho pagar la nómina. Y aún si les condonaran el agua, les faltarían varios millones para pagar los sueldos de aquellos que son sus empleados y que seguro son el “pueblo bueno y sabio”. Juan Fernández está trabajando para sacar programas de empleo temporal, consiguiendo materiales para hospitales y abriendo vías para que se atienda a los empresarios de Xalapa, pues de otro modo el alcalde ni los pela, porque como avestruz esconde la cabeza en tiempos de crisis.

Roberto Ramos Alor, director de los Servicios de Salud de Veracruz, ha señalado que las plazas del Puerto de Veracruz y Boca del Río deberán cerrar. ¿Cuánto tardará eso en suceder en Xalapa? Por lo pronto, se dice que este martes 7 de abril serán cerrados negocios con venta de novedades, ferreterías, ropa, aparatos eléctricos, cosméticos, y cerrajerías ubicados en el centro de Xalapa y serán abiertos hasta nuevo aviso, según avance la pandemia en el estado.

¿Y qué dice Hipólito Rodríguez Herrero, alcalde de Xalapa? Pues como se le escucha decir en un video grabado en la sala de cabildo, urge que se amplíen los cementerios de la ciudad “por las buenas o por las malas” ya que “no sabemos cómo va a evolucionar” la crisis sanitaria. ¡Así es! Hipólito desatiende a los vivos y ya nos está enterrando.

Omae Wa Mou Shindeiru” o “F en el chat”

Omae Wa Mou Shindeiru (お前はもう死んでいる), en japonés, es una famosa frase que recientemente compartían los millennials y centennials con una animación hecha con el juego Minecraft, que se traduce como “estás muerto“. Viene de Fist of the North Star, un anime viejo, donde el protagonista decía esa frase a sus enemigos antes de matarlos.

F en el chat, es una muestra de respeto que se hizo popular al morir alguien en el juego Call of Duty: Advance Warfare y que ha hecho popular El Rubius, donde los jugadores escriben una letra F en el chat del juego cuando un jugador “pierde la vida”.

Pues, para que lo entiendan bien las generaciones posmodernas, ambos memes aplican perfectamente a nuestra economía en este momento.

El mercado del petróleo está por los suelos, el valor del dólar sube y sube, las restricciones sanitarias tienen el trabajo detenido y la quiebra de miles de empresas está a la vuelta. Parafraseando el diálogo de la película El diablo viste a la moda, se puede decir que las empresas pequeñas están a una renta de la quiebra ideal.

Esto es la crisis con la que terminarán de madurar todos aquellos que están en sus 30s. Es una crisis que podría llegar a ser tan impactante como el error de diciembre o mayor. El país tendrá un retroceso de más del 6% solo en este año. No es por ser fatalistas, pero no se va a salir de esto con abrazos (ahora ni eso se puede) y mucho menos con estampitas religiosas. Y para que vean que es en serio, el domingo 5 de abril el dólar alcanzó un nuevo límite histórico, rebasando el valor de $25.75 por unidad como muestra de desconfianza a las declaraciones del presidente. ¡Pero eso no es todo! Viene temporada de huracanes y parte del plan de AMLO es dedicar el fondo de emergencias a dar dádivas a las personas, por lo que debemos preguntarnos. ¿Qué tal si sucediera un desastre climatológico en la temporada y no hay dinero para atenderlo? ¡Pero sigue la rifa del avión sin avión!

Votaron por un salvador, pero ejerce el poder un fanático que cobra impuestos sin piedad a los empresarios que no tienen clientes y que no pueden pagar ni los salarios de sus empleados, pero que quiere “rescatar” a los pobres. ¿Cómo lo hará? ¿Generando más pobres? Quizá si todos somos pobres entonces la pobreza deje de ser notoria. Quizá aún hay quien le aplaude a AMLO (cuya popularidad va en picada), pero esta crisis impactará a todos tarde o temprano, porque si la mitad de las pequeñas empresas cierran, se quedará sin trabajo más de la mitad de personas en el país. ¿Es tan difícil entender eso?

Allí les encargo que me sigan en Twitter.

Comentarios
Todos los derechos reservados Taller Creativo Hikari, © 2020,
Carlos González, El Samurái